viernes, 11 de enero de 2019

Reseña: Coimbra


La escuela italiana de diseñadores ha venido metiendo ruido hace rato con títulos como Tzolkin, Grand Autria hotel y Lorenzo Il magnifico haciéndose un buen nombre entre los eurogamers, a mí son juegos que me gustan, pero no me matan, los jugaría sin ningún problema porque los encuentro muy buenos, pero no los sacaría a mesa muy seguido porque o se queman rápido o porque al ser demasiado densos terminas muy cansado tras la partida, pero eso iba a cambiar…



COIMBRA
Flaminia Brasini y Virginio Gigli
2 - 4 jugadores
60 - 90 mns 

Coimbra no me tincaba nada, pero nada de nada y no le seguí mucho la pista para la feria pasada de Essen 2018, pensé que iba a ser el típico euro seco de sumas y restas donde gana el que conozca mejor el puzzle y la verdad es que el juego es un poco así, pero tiene cositas que han hecho que este en mi top 3 de euros favoritos a 2.

Tema: Algo de Portugal, algo de una universidad de Coimbra, algo de influir… puaj!!! No hay tema, son mecánicas entrelazadas con dibujos muy bonitos, algún día tendré que hablar de eso, de la necesidad de maquillar con un tema un abstracto por tener muchas mecánicas, es más fácil de sobrellevar para al cerebro la unión de todas esas mecánicas al tener un marco temático… aunque ese marco temático terminen siendo bonitos dibujos le sirve igual a nuestro cerebro.

Mecánica: Se juegan 4 rondas, en cada ronda se tiran x cantidad de dados de distintos colores, luego cada jugador deberá seleccionar hasta 3 dados, después esos dados deberán ser colocados en 1 sección del tablero, existen 4 disponibles para colocar los dados donde 3 son para conseguir cartas y 1 para conseguir losetas de favores del rey, las cartas te sirven para subir en tracks de influencias (existen 4 tracks a subir) y te dan habilidades que deberás combar, luego de esto debes usar los mismos dados para activar beneficios en el track de influencia (aquí los colores de los dados son lo que importa) y por último en la parte inferior del tablero central hay unas travesías (que vienen a ser objetivos para final de partida) que puedes comprar… eso es todo ¿con que compras las cosas? Existen 2 monedas en el juego que son los escudos y las coronas que deberás ir manejando, después de 4 rondas el que tiene más puntos de victoria es el ganador, que original.

Ejemplo de inserto // Imagen de la BGG
Componentes: Plaff plaff plaff, me quito el sombrero y aplaudo de pie, ejemplo de producción de euro, una preciosa portada en la caja, las cartas con un estilo muy alegre que personalmente me encantan, componentes de madera para cada jugador (nada de cubos de plástico), tableros personales y central de buen grosor y un inserto… ufff, el inserto es genial, de esos insertos que tienen espacio para cada cosa en él y que generalmente cuando pones la caja en vertical se terminan cayendo todos los componentes, pero aquí pensaron en como incluir el tablero en el inserto y con ese pequeño detalle no importa si la caja esta en horizontal o vertical, tus componentes siempre estarán ordenados y dispuestos a jugar, un 10 aquí.

Coimbra no se va a ganar ningún premio por originalidad, es como mencionaba al principio un juego con tema pegadísimo, muy matemático donde quien sepa leer mejor el puzzle va a ganar, pero hay algo en el diseño que hace que no me parezca seco, árido, algo en el diseño que no me deja exhausto tras una partida a pesar de que hay mucho que pensar, algo en el diseño me entretiene y que me cuesta realmente entender que es, me cuesta justificar porque este juego me gusta mucho mientras que otros euros similares no me emocionan o me terminan aburriendo a pesar de considerarlos bien diseñados.

Vamos desgranando el choclo, el primer aspecto que destaco de este juego es su duración, una partida a 2 jugadores me la puedo echar en 50 mns con Sra Caro, debe ser de los euros que más entregan en tan poco tiempo solo se me ocurre Five tribes como candidatos a disputarle en esa categoría duración/profundidad (Agrícola también me echo una partida en ese ratio de tiempo, pero es mucho más denso y cuesta más sacar)

Precioso en mesa // Imagen de la BGG
Segundo punto es justamente esa liviandad que transmite el diseño y ganas de repetir constantemente a pesar de que las decisiones que tomas implican mucho y podría llegar a ser fácilmente un juego estresante, tras jugar una partida me jugaría otra de inmediato porque te pica el buscar otros caminos, otras estrategias, pero no es solo eso, el juego se siente liviano porque la decisión más importante la tomas al principio de la ronda, luego en base a esa decisión de los dados que tomas empiezas a navegar compitiendo contra los jugadores por lugares de posicionamiento y tracks, suficiente intervención como para que estés atento a lo que hacen, pero no tanta como para que tengas que replantearte todo tu turno, consiguen muy bien la sensación de que tomas decisiones, pero esas decisiones son casi siempre de rápida resolución, difícil ver que alguien se eche 3 o 4 minutos pensando que hacer luego de pasar la fase B de tomar dados.

Ensalada de puntos, pero bien integrada, no llamaría a Coimbra un juego elegante ya que siempre se les tranca la explicación a los jugadores novatos lo que no pasa con otros juegos realmente elegantes como El Grande o Alta tensión, al tener tanta simbología que explicar y varias subfases pierde elegancia para mí, pero no puedo negar, de hecho resalto fervorosamente lo bien integrada y explotada que esta la mecánica de selección y posicionamiento de dado, ocupando el dado como trabajador para seleccionar una acción, moneda para compra y su color para subir tracks, cuando entiendes bien esa mecánica el juego fluye y es una maravilla, cuando entiendes bien esa mecánica quieres explorarla y es de los juegos limitantes que me gustan a mí, no puedes hacer siempre lo que quieres, no siempre cumples tus estrategias y siempre quedan cosas que no hiciste en una partida pendientes para tratar de hacer en la siguiente, eso es lo que más me fascina de este diseño.

La rejugabilidad es otro punto que está por sobre la medio en un euro de estas características, en un principio al salir todas las cartas de personajes se pudiera pensar que se quema rápido el juego, pero no es así, como no siempre puedes comprar la que quieres o no siempre todas van con tu estrategia dejan espacio para explorarlas en siguientes partidas, los monasterios en el tablero dan cierta variedad aunque siempre voy por los mismos la colocación de ellos en el mapa hacen que me plantee bien que monasterio de nivel III tomare en cada partida y las cartas de travesía son un agregado simpático que si bien es cierto es algo más inconexo del resto de mecánicas es una fase que da muchos puntos y está muy bien pensado que este al final de cada ronda ya que te obliga a guardar pesos o calcular bien tu dinero para no llegar pato y quedarte mirando con cara de tonto como los demás invierten en travesías menos tú.
Ejemplo de simbologia // Imagen de la BGG

Como una reseña no está completa sin hablar de los puntos negativos del juego diré que hay un par de cosas que son mejorables o que derechamente hubiera sacado, como toda ensalada de puntos a veces se pasan en los ingredientes y aquí a mí me parece que los contratos como mini mecánica de set collection esta demás, es ponerle más ingredientes porque si a tu plato, pero en la boca no logras saborear el sabor, una añadido que en mi visión no suma mucho y al final cuando puntúas te deja la sensación de “ah, saque puntos por esto, mira, mish ¿Qué sigue ahora”, no es la idea, otro aspecto que puede echar para atrás es la cantidad de simbología que se haya en el juego, puede costar asimilar en un principio… pero no es nada grave tampoco.

En resumidas Coimbra es un peso medio impresionante con una duración que no supera los 120 mns a 4 jugadores y no debería superar los 60 a 2 jugadores, escala excelente en base a una mecánica de dados artificiales que se han ingeniado los diseñadores y con un arte gráfico sublime, tener cuidado con los titanes del AP en partidas a 4 jugadores, pero es de los pocos detalles que le puedo echar en cara, completamente recomendable y de los mejores euros que me he topado en el último tiempo.

Nota 9/10.

No hay comentarios:

Publicar un comentario